Oscars / Getty Images

10 nominadas, paneles e inclusión: Estos son los cambios en los premios Oscars

Todo está obligado a cambiar a partir de ahora. La emergencia sanitaria de COVID-19 a partir de la pandemia, ha restablecido la forma en que nos comunicamos, socializamos, así como ha revelado los privilegios que algunos gozan a partir de su trabajo, estatus socioeconómico, cultural y político. Ante una crisis, la sociedad en el mundo se ha volteado a ver tal cual es: injusta, racista y violenta.

Desde nuestras casas, vimos cómo se “paralizaba” el mundo a la par de que fuimos testigos del aumento de la violencia intrafamiliar y de género, vimos cómo el racismo crecía y las desigualdades se potenciaban entre los que se podían quedar en casa, y lo que estaban obligados a salir y exponerse.

También puedes leer: #BLACKLIVESMATTER: EL RACISMO ES HISTÓRICO, ES CULTURAL Y TODOS FORMAMOS PARTE DE ELLO

Sin embargo, ante un espejo tan vergonzoso, estamos obligados a cambiar. En Estados Unidos, y como un efecto dominó en varios países del mundo, las personas salieron del confinamiento y salieron a tomar las calles para exigir a las autoridades que terminen con la violencia sistemática contra las minorías. 

En Estados Unidos, a partir del asesinato de George Floyd en manos de la policía (uno más en una lista que se cuenta por miles), los ciudadanos salieron a hablar de la historia racista de su país y cómo a pesar de dictarse como una de las democracias más grandes del mundo, una potencia, es incapaz de validar los derechos de la comunidad afroamericana. Y no porque estos sean distintos a los demás por su color de piel, sino que por esto mismo, eran pasados por alto.

Bansky se une al #BlackLivesMatter

Foto: Getty images

También puedes leer: ¿QUÉ VER, LEER Y ESCUCHAR PARA ENTENDER EL RACISMO Y EL MOVIMIENTO #BLACKLIVESMATTER?

Las industrias, a la par de la sociedad que las consumen, debe evolucionar y adoptar los discursos de igualdad y libertades para todos sin importar su sexo, género, religión y color de piel. Y una de ellas es la del entretenimiento.

Desde hace unos años, comenzó una conversación sobre la poca representación de minorías en la pantalla grande, incluso detrás de ella. Pocas mujeres contando historias de valor, pocos actores y actrices afroamericanos protagonizando grandes producciones, la presencia subjetiva de la comunidad LGBT+ y la exclusión casi completa de personas con discapacidad.

También puedes leer: LA IMPORTANCIA DE LAS SERIES Y PELÍCULAS CON PERSONAJES LGBT+ PARA PROMOVER LA INCLUSIÓN Y DIVERSIDAD SEXUAL

El tema se puso sobre la mesa a partir de personajes que fueron “blanqueados” (whitewashing) en adaptaciones fílmicas. Es decir, personajes cuyos rasgos eran de la comunidad asiática en el libro, pero que en la pantalla tenían la presencia de actrices como Natalie Portman y Emma Stone, por ejemplo.

Y luego, el poco reconocimiento a directoras (en general) y directores afroamericanos, los cuales se cuentan con una mano si hablamos de ceremonias internacionales como los premios de la Academia. Desde 1976, año en que se nominó a la primera mujer, hasta este 2020, sólo han sido mencionadas cinco directoras, y sólo una de ellas ha recibido el Oscar… Ninguna de ellas es negra.

Los cineastas afroamericanos han corrido con una suerte similar. Apenas seis directores han sido nominados en su categoría desde 1992 con el primero, y el último de Spike Lee en 2019. Todo esto, en 93 años de historia.

Spike Lee será el primer presidente de jurado afroamericano en la historia de Cannes

Spike Lee / Getty Images

También puedes leer: CH-CH-CHANGES! LOS OSCARS ANUNCIAN LA ELIMINACIÓN DE ALGUNAS CATEGORÍAS Y MÁS CAMBIOS

Para la edición de 2021, la número 94, la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas pretende hacer algunos cambios que “desarrollen e implementen nuevos estándares de representación e inclusión para los elegibles de los Oscars en julio 31 de 2020“.

Una de esas reformas, que forman parte del “Academy Aperture 2025″, es que en la categoría de Mejor Película, siempre haya 10 nominados para que se pueda diversificar el escenario fílmico internacional. En 2009, por ejemplo, Christopher Nolan y The Dark Knight se quedaron fuera porque ya no entraba en el cupo nominados, que era de cinco.

A partir de ese momento, aumentó el número, pero siempre variando y con poca representación de minorías. Por eso, desde este 2020 con los elegibles y la ceremonia para 2021, siempre serán 10 nominados a Mejor Película. 

También va a procurar que todas las películas elegibles, sean vista por los votantes y miembros de la Academia a partir de la edición 94 de 2021. El Academy Screening Room, que es el sitio de streaming de los votantes, tendrá todas las películas y se les dará la misma importancia a todas, así como tiempo en el sitio. 

Los votantes también tendrán otras reglas. Podrán participar de dos a tres años, y después de este periodo, se han de tomar un tiempo fuera de dos años. Tendrán la posibilidad de regresar a otro ciclo de dos o tres años. El tiempo máximo a partir de ahora será de 12 años. Antes, era de por vida, lo que provocaba la existencia de esos “viejos dinosaurios”.

Ch-ch-changes! Los Oscars anuncian la eliminación de algunas categorías y más cambios

Getty images

También puedes leer: ¡HISTÓRICO! ‘PARASITE’ GANA LA ESTATUILLA A ‘MEJOR PELÍCULA’ EN LOS OSCARS 2020

El Academy Museum of Motion Pictures, se compromete a construir una organización antiracista que permita la entrada de narrativas y perspectivas diversas. También se desarrollarán programas públicos, exposiciones, colecciones que enfrenten al racismo, y presentan omisiones históricas en el mundo del cine. Se realizarán paneles de discusión “Academy Dialogue: It Starts with Us” para los miembros de la Academia y el público con temas étnicos, raciales, históricos y el arte de hacer cine en cada uno de estos.

La ceremonia de los premios Oscar en su edición de 2021 está programada para el 28 de febrero. Mucho se ha especulado sobre el cambio de fecha, pero nada ha sido confirmado.