La postura oficial en Presidencia (tras la creación del Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado) ha sido vender en subastas las camionetas blindadas que utilizaban las administraciones pasadas. Aunque la idea ha sido muy bien recibida, les faltó copiar en el correo a los directivos del SAT para que aprovecharan aquel ofertón: ellos acaban de adjudicar 277 millones de pesos para la renta de vehículos.

El contrato que acaba de adjudicar al SAT incluye la renta, durante cuatro años, de 79 camionetas con el máximo nivel de blindaje.

camionetas-amlo-gobierno-blindadas-venta

Foto: AlfaDiario

De acuerdo con Reforma, la empresa que se sacó la lotería con estos nuevos juguetitos rentados por nuestras autoridades tributarias se llama Jet Van Car Rental. La licitación fue ganada este 12 de diciembre y vencieron a otras cuatro competidoras pues ellos fueron los que cotizaron el precio más barato. 

Ahora, antes de que siga el coraje por este gasto extraño, es necesario hacer una aclaración importante.

Este contrato no será pagado con el Presupuesto de Egresos de la Federación. En realidad, utilizaron un fideicomiso fundamentado en la Ley Aduanera que recibe dinero de las empresas privadas que trabajan con el SAT en el proceso de validación de mercancías.

Una vez aclarado ese punto… échenle nomás un ojo a las camionetas que van a estrenar.

De acuerdo con la licitación, todas las 79 camionetas que acaba de elegir el SAT deben ser modelo 2020. En cuestión de blindaje tienen que traer el nivel V: que puedan soportar fusiles de alto calibre, granadas de fragmentación y que traigan gas irritante en las cuatro salpicaderas. Igual les pidieron monitoreo en GPS y que la empresa se las renueve cada que lleguen a los 80 mil kilómetros.

Todavía no se ha especificado qué funcionarios tendrán acceso a estas camionetas o quiénes la van a utilizar.