Es difícil hablar del Manchester United y decir que fue una antipromesa. Pero el 2018 será recordado como uno de los peores años de los ‘Red Devils‘.

José Mourinho ya no está en el club pero es uno de los más culpables. Fue parte de una inversión millonaria que pretendía devolverle la grandeza al Manchester United. Pero su rendimiento además de no ser el esperado, terminó hundiendo más al club.

Solamente para esta temporada, la 2018-2019, el Manchester United gastó un total de 82.7 millones de euros. La llegada de Fred, Diogo Dalot y Lee Grant, como tercer portero, suponían una inversión razonable.

Antipromesas del 2018: Manchester United, la inversión millonaria que no funcionó

Foto: Getty Images

Una temporada antes llegaron jugadores como Romelu Lukaku, Alexis Sánchez, Nemanja Matic, Victor Lindelöf, entre otros. En total fueron 198.40 millones de euros por todos los fichajes. Y una campaña previa, había llegado Paul Pogba por 105 millones. Un futbolista que posteriormente fue un problema para Mourinho.

Con los 185 millones de la primera temporada de Mourinho, la suma total de lo invertido fue exorbitante. Poco más de 466 millones de euros fue lo que gastó el Manchester United para volver a la cima de la Premier League.

Sin embargo la primera campaña terminaron en la sexta posición. El título de la Europa League, que le dio el título de Champions y el haber ganado la Copa, hacían menos vergonzosa la temporada del Manchester United en la Premier League.

Foto: Getty Images

Llegó el segundo año y las expectativas eran mayores. Siempre las segundas temporadas de Mourinho eran espectaculares y solía ganar la liga que jugara. No pudieron con un Manchester City de otro mundo, más allá de que le ganaron en el Etihad Stadium. Terminaron en la segunda posición en aquella ocasión. Nada mal ¿o no?

El problema del Manchester United y Mourinho es que habían quedado eliminados en los Octavos de Final de la Champions League. El Sevilla los derrotó en Old Trafford. En la Carabao Cup también ya habían quedado fuera, pero estaban en la final de la FA Cup.

Un título hubiera aligerado la carga negativa por el mal año. Enfrentaron al Chelsea. Un equipo ‘Blue’ que ya estaba cambiando de entrenador pero que lo quiso despedir con un campeonato. Antonio Conte y sus dirigidos le arrebataron la gloria copera al United. Un año entero, sin ningún título.

Antipromesas del 2018: Manchester United, la inversión millonaria que no funcionó

Foto: Getty Images

Todos sabían que la tercera temporada era ya una cuerda floja. Los ‘Red Devils’ debutaron con una victoria, muy apurada sobre el Leicester City, pero después volvieron a evidenciar sus carencias. Y no técnicas, sino de unión. Los millones no habían logrado una conjunción como equipo.

La ‘herida’ se hizo más grande cuando el modesto Derby County de Frank Lampard los eliminó de la Carabao Cup en penales. Por si eso fuera poco, Liverpool y Manchester City empezaron una carrera ‘parejera’ por el título de Premier League.

Fueron precisamente los ‘Reds‘ quienes se encargaron de darle la puntilla a Mourinho. Una goleada en Anfield significó el adiós del portugués y aunque Ole Gunnar Solskjaer pretende ser el equilibrio de un año desastroso, el 2018 quedará marcado para siempre en la historia del club.