Imagen: Video Youtube

Guanajuato: grupo armado entra a bar y mata a cinco personas

Para no perder la costumbra de ir aumentando el número de víctimas de la inseguridad y violencia que se vive en el país, en Irapuato, Guanajuato, cinco personas fueron asesinadas por un grupo de personas armadas que, así nomás, entraron a un bar y atacaron.

¿Así nomás? Los comentarios en redes sociales respecto a este incidente apuntan que “algo” podrían tener que ver con el hecho de que uno de los ejecutados es primo de la ex delegada de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y secretaria de Operación Política del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el estado, Claudia Brígida Navarrete Aldaco.

Sin embargo, el móvil del asesinato no se ha podido determinar. Lo único claro es que los sicarios iban directo sobre un blanco específico. Luego de controlar al personal de seguridad del bar “La Parranda”, los responsables se acercaron a una mesa y comenzaron el fuego sobre Moisés Aldaco Cárdenas, de 35 años; René Isidoro Ruiz Bocanegra, de 28 años, y Emma Noemí Guerrero Cisneros, de 20 años, informó la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

Además de las cinco víctimas, también se reportó una persona con lesiones, señaló la Procuraduría del Estado, además – agregó – los victimados eran los únicos clientes que en ese momento se encontraban en el bar. Después de disparar en varias ocasiones, los “huyeron en un vehículo negro que los esperaba afuera”.

La exregidora y funcionaria del PRI, Claudia Brígida Navarrete Aldaco, confirmó que una de las víctimas era su primo, al que describió como un “hombre de familia con un modo honesto de vida, de profesión Ingeniero Industrial y de oficio carnicero. Es una pena que la delincuencia cobre otra víctima, por las insuficiencias del Estado en la materia”.

Para la priista, Moisés Aldaco se encontraba en “el lugar equivocado y es una víctima más” de la violencia que se vive en el país. Sin embargo, el alcalde de Irapuato, Ricardo Ortiz, apuntó que se está a la espera de que la Procuraduría ofrezca las conclusiones de la investigación que por el momento realiza, para determinar cuál fue el móvil del delito. “Iban tras ellos y lamentablemente hay daños colaterales, sobre todo la jovencita que atendía el local”.