¿Eres de los que se meten a sitios web para adultos usando la ventana de incógnito, esto con el fin de que tu navegador no guarde las páginas que visitas, y porque sientes que con esto tu privacidad está a salvo en el inmenso y a veces nada confiable internet de las cosas? Pues te tenemos noticias no muy gratas, pues Google y Facebook han podido ver todo lo que haces (en la web, claro).

Y es que aunque Facebook y Google han estado implicados en escándalos por no salvaguardar los datos de sus usuarios (e incluso hasta espiar las conversaciones que estos tienen a través de algunos de sus dispositivos inteligentes), parece que eso no los detiene a también checar a qué sitios de pornografía entras para darle gusto al gusto. No sólo eso, ya que también saben lo que buscas ahí.

Al menos a esa conclusión llegó un equipo de investigadores de Microsoft, Carnegie Mellon y la Universidad de Pennsylvania, quienes se dieron a la tarea de analizar 22 mil 484 páginas webs de pornografía con la ayuda de una herramienta llamada webXray, la cual los ayudó a saber si estas plataformas utilizan herramientas para enviar datos a terceras personas.

“Nuestros resultados indican que el seguimiento es endémico en los sitios web de pornografía: el 93% de las páginas filtra los datos del usuario a un tercero”, dice este estudio publicado en Arxiv. ¿La novedad?, que son Google y Facebook quienes están al pendiente de los hábitos de consumo de pornografía que hacen los usuarios, incluso si éstos usan el modo de incógnito para sentirse más seguros o pensando que nadie sabrá que estuvieron ahí.

“Todas las webs y aplicaciones incluyen código de otras partes de las que los usuarios generalmente no son conscientes. Dicho código de ‘terceros’ puede permitir a las compañías monitorear las acciones de los usuarios sin su conocimiento o consentimiento y construir perfiles detallados de sus hábitos e intereses” mencionan los autores del estudio, quienes además afirman que descubrieron la cucharota de Facebook y Google en varias páginas pornográficas.

Lo más raro de todo esto es que, como sabemos, tanto Facebook como Google prohiben el contenido explícito dentro de sus plataformas, por lo que no queda claro cuál es la finalidad que tienen en mente al estar recabando este tipo de datos de sus usuarios, los cuales usualmente se utilizan para ofrecerles publicidad que les pueda interesar. El diario New York Times preguntó a las compañías acerca del uso de estos datos y negaron que tuvieran la finalidad del marketing. ¿Pero entonces, cuál es ésta?

Y ellos no son los únicos 

Este estudio además encontró que 230 empresas se dedican a rastrear contenido explícito en internet, y que muchas de ellas son seguidas por un pequeño grupo de empresas. Sin embargo, solo el 17% de las más de 22 mil páginas analizadas tienen sus datos encriptados, dejando al resto con los datos abiertos a los ladrones de información en la web.

La cosa no para ahí, ya que los científicos también se enteraron de que el 49,97% de los enlaces de sitios porno exponen de alguna manera la identidad, orientación sexual y los intereses íntimos de quienes las visitan. ¿Y esto qué significa?, que estos datos podrían ser perjudiciales para las personas que tienen una orientación sexual gay y que viven en países donde esa no es bien vista e incluso hasta se condena.

En el caso de la privacidad, la mayoría de las webs de pornografía no tienen políticas que aborden la recopilación de datos de terceros y so los tienen, te los ponen en letras chiquitas o con palabras que solo las personas con un alto grado académico podrían entender. Aquí lo grave es que al aceptarlas, estarías abriendo una pequeña puerta para que usen tu información en tu contra, por decirlo de alguna manera.

“Una persona está en riesgo cuando se puede acceder a estos datos sin el consentimiento de los usuarios y, por lo tanto, se puede aprovechar en su contra. Estos riesgos aumentan para las poblaciones vulnerables cuyo uso del porno podría clasificarse como no normativo o contrario a su vida pública”, mencionan. Parece que ahora sólo nos podremos sentir seguros viendo el canal de televisión famoso que todos sintonizan después de las 12 de la noche. ¿Cómo era que se llamaba? 🤔

Información vía: Muy Interesante