Un estudio realizado por investigadores finlandeses sugiere que las emociones que sentimos son universales y se manifiestan de manera parecida en todos los seres humanos. Según ellos, lograron crear un mapa emocional que ilustra cómo es que las personas sentimos.

Amor, alegría, dolor, tristeza… La vida humana está llena de diversas etapas. Como seres humanos somos capaces de sentir toda una gama de emociones placenteras y no placenteras a lo largo de todas esas etapas de nuestra vida. Sin embargo, las emociones son algo absolutamente personal, no podemos experimentar la alegría o el dolor del otro. ¿Estamos seguros de que todos sentimos lo mismo cuando decimos que estamos alegres?

El amarillo muestra las áreas pintadas por más personas, mientras que el azul muestra las menos pintadas. En esta imagen, de izq. a der. se muestran: ira, miedo, asco, felicidad, tristeza, sorpresa y neutralidad

El amarillo muestra las áreas pintadas por más personas, mientras que el azul muestra las menos pintadas. En esta imagen, de izq. a der. se muestran: ira, miedo, asco, felicidad, tristeza, sorpresa y neutralidad

Este estudio se llevó a cabo entre un grupo de finlandeses, otro de suecos y otro de taiwaneses. Se les pedía a los voluntarios que colorearan la parte del cuerpo en la que sentían algunas emociones. También se usaron algunas escenas de películas para ilustrar emociones difíciles de explicar. La investigación se basa en la idea de que nuestras emociones se manifiestan en nuestro cuerpo de distinta manera.

De izquierda a derecha: ansiedad, amor, depresión, desprecio, orgullo, vergüenza y envidia

De izquierda a derecha: ansiedad, amor, depresión, desprecio, orgullo, vergüenza y envidia

El resultado fue sorprendente. La coincidencia estuvo por arriba del 70% sin importar el grupo al que pertenecían los voluntarios. Esto quiere decir que es muy probable que todos los seres humanos compartamos emociones y sus manifestaciones en el cuerpo, aunque tengamos distintas lenguas y costumbres.

Lauri Nummenmaa, profesor de neurociencia y líder de la investigación, declaró:

“Las emociones ajustan no sólo nuestra salud mental, sino también nuestros estados corporales. De esta forma nos preparan para reaccionar rápidamente ante los peligros, pero también ante cualquier oportunidad que ofrezca el entorno, como una interacción social placentera”

Esta investigación puede ser una herramienta útil para futuros proyectos dedicados a la manifestación de emociones en el cuerpo humano.

*Vía BBC Ciencia