Considerada como el primer epicentro de la pandemia, Wuhan, China, regresó al confinamiento debido a nuevos casos de COVID-19 —apenas al inicio de agosto registró siete, lo que ha llevado a las autoridades a reforzar las restricciones sanitarias, incluyendo la aplicación de pruebas a la población de 11 millones de personas.

De acuerdo con medios internacionales, esta nueva ola de COVID-19 está relacionada con la variante Delta y el turismo interno —el aumento de la movilidad en China, lo que igual ha provocado el confinamiento en otras provincias y la aplicación de pruebas masivas para cortar las cadenas de contagio.

 china-wuhan-pruebas
Hubei, China (agosto 2021). Foto: Getty Images.

Variante Delta: China aplicará pruebas COVID a 11 millones de personas en Wuhan

Algunas regiones de China no la están pasando nada bien porque, además de la pandemia —los nuevos brotes de COVID-19—, este país viene de afrontar las inundaciones que causaron el desalojo de cientos de personas en la ciudad de Zhengzhou.

Por allá (Zhengzhou), el registro de casos COVID-19 va en 13 confirmados. Sin embargo, aunque pensemos que son pocos, esto prendió la alerta entre las autoridades, que se han movido súper rápido, aplicando pruebas masivas para detectar casos positivos a coronavirus.

wuhan-china-variante-delta
Las pruebas para recién graduados en la Universidad de ciencia y tecnología de Huazhong el 11 de junio de 2020 en Wuhan, provincia de Hubei, China”. Foto: Getty Images.

Pero regresemos a Wuhan. Las autoridades chinas han tomado el control de las entradas y salidas de la ciudad precisamente mediante las pruebas PCR, ya que con ellas pueden checar los resultados de las personas que entran y salen.

Y para seguir estas cadenas o estar seguros de que pueden tener control en el manejo de los nuevos brotes, el gobierno decidió aplicar pruebas a toda la población, o sea, a los 11 millones de habitantes de Wuhan.

Ya de manera general, China atraviesa por un brote que ha dejado alrededor de 300 casos en 10 días. Se cree también que este brote comenzó entre un grupo de trabajadores del Aeropuerto de Nanjing, cuyas instalaciones ya fueron cerradas y por allá van por una cuarta aplicación de pruebas para toda la ciudadanía.

Here we go again: China regresó al confinamiento tras peor brote de COVID-19

 

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook