Ya les hemos platicado de Calisto o la luna más fea de nuestro sistema solar al tener una superficie marcada por los constantes impactos de distintos cuerpos celestes (los golpes de la vida, pues). AQUÍ les contamos más. Pues ahora es momento de hablarles de las lunas más deformes, extrañas y con un futuro bastante trágico en Marte.

Hablamos de Fobos y Deimos, las dos lunas de Marte, las cuales no tienen una forma esférica y en un futuro o se perderán en el espacio exterior hasta que otro cuerpo celeste las atraiga; o se desintegrarán hasta colapsar con la superficie de Marte.

Marte/Ares en su carruaje tirado por caballos
Marte/Ares en su carruaje tirado por caballos / Imagen: Getty Images

Pero primero un poco de contexto del porqué se llaman así. Como recordamos, Ares, el dios griego de la guerra, tenía dos hijos llamados Fobos (miedo) y Deimos (pánico). Para los romanos, Ares recibía el nombre de Marte. Y curiosamente, el cuarto planeta del sistema solar recibió este mismo nombre… por lo que sus dos lunas, descubiertas en 1877, recibieron el nombre de sus hijos.

Ahora sí. ¿Por qué están deformes y qué pasará con ellas en un futuro bastante lejano en términos humanos pero corto en términos astronómicos?

Las lunas de Marte
Las lunas de Marte / Imagen: NASA

También puedes leer: Teorías extraordinarias: ¿Qué son los agujeros blancos y cómo se comportarían?

Fobos y Deimos, las lunas deformes de Marte

Como les platicamos, Marte tiene dos lunas que son muy pequeñas y además, están deformes. Y esto tiene una explicación muy interesante. Resulta que Fobos mide 22.2 km mientras Deimos, la cual es una miniatura, mide 12.6 km. Son tan chiquitas, que su fuerza gravitacional es mínima, y eso provoca que no logren tomar una forma esférica.

Necesitarían un radio, mínimo, de 400 kilómetros para que a partir de su propia gravedad, se hicieran redondas. Por lo tanto, no son uniformes y si nos preguntan, ni siquiera parecen lunas, sino más asteroides o cualquier otro objeto celeste.

Quizá esto lo decimos porque nuestra referencia es la Luna de la Tierra. Nuestra querida Luna, en realidad, es muy grande. Para que se den una idea, es de la mitad del diámetro de Marte, y al tener un tamaño considerable, toma forma esférica a partir de su propia gravedad.

Deimos, la luna más pequeña de Marte
Deimos, la luna más pequeña de Marte / Imagen: NASA

También puedes leer: Descubrieron cuevas en la Luna con temperaturas adecuadas para vivir

¿Qué pasará con Fobos y Deimos?

Deimos, la más pequeña, se está alejando cada vez más de Marte. En unos millones de años, dejará de estar dentro de su órbita deambulará por ahí, en el espacio exterior, hasta encontrar un nuevo compañero que la jale e incluso, con el que colapse.

El futuro de Fobos es más aterrador, pero al mismo tiempo fascinante. Contrario a Deimos, Fobos se está acercando más y más a Marte, unos 2 centímetros cada año. Eso quiere decir que en 50 millones de años, aproximadamente, va a cruzar el temido Límite de Roche.

¿Y eso qué significa? Primero debemos saber que el Límite de Roche, es la distancia más corta en la que un cuerpo (como una luna o un asteroide) puede estar en órbita con un objeto más masivo sin perder su forma, es decir, mantenerse entero. Si un cuerpo celeste cruza el Límite de un planeta, este se desintegrará.

Esto quiere decir que mientras Fobos se acerca más y más a Marte, algún día cruzará el Límite de Roche, y se desintegrará para convertirse en parte de un anillo alrededor de Marte. Y en otros tantos millones de años, esos pedazos chocarán contra la superficie del planeta.

Fobos, la luna más grande de Marte
Fobos, la luna más grande / Imagen: NASA

En 2017 entré a Sopitas.com donde soy Coordinadora de SopitasFM. Escribo de música y me toca ir a conciertos y festivales. Pero lo que más me gusta es hablar y recomendar series y películas de todos... More by Greta Padilla

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook